Reclamar tus deudas es mas facil, rápido y economico con el nuevo procedimiento «monitorio notarial».

La Ley de Jurisdición Voluntaria, aprobada en julio de 2015, ha creado un nuevo procedimiento para reclamar las deudas, que permite, en pocas semanas, cobrar las facturas que nos deban.

 

Rapidez

Requiere al deudor en 24 horas, y si no paga en 20 dias, podrás iniciar el embargo de sus bienes.

Económico

Desde 150 €, sin importar la cuantía de la demanda a reclamar.

Comodo

Sin desplazamientos. Mándanos la documentación online o por correo

A través del monitorio notarial, el acreedor que pretenda el cobrar deudas, cualquiera que sea su importe, podrá solicitar al notario con residencia en el domicilio del deudor, que le requiera de pago siempre que la deuda sea:

  • líquida
  • determinada
  • vencida y
  • exigible

No podrán reclamarse mediante el procedimiento monitorio notarial:

  • Las deudas debidas entre empresario y consumidores o usuarios finales
  • Las deudas de alimentos
  • Las reclamaciones en las que esté concernida una Administración Pública.

1.- DOCUMENTACION

Para poder llevar a cabo este requerimiento y poder cobrar las deudas, la deuda debe estar acreditada documentalmente de forma indubitada y debidamente desglosada.

2º.- REQUERIMIENTO

Le prepararemos el Acta Notarial en la que consignará los datos de identificación y domicilio de las partes y los correspondientes al origen, naturaleza e importe de la deuda, y el Notario porcederá a requerirde pago al deudor para que abone lo debido en el plazo de 20 días.

3.- POSIBLES ESCENARIOS.

Efectuado el requerimiento pueden presentarse diferentes escenarios:

1.- Que el deudor comparezca ante el notario y pague la deuda dentro del plazo concedido al efecto. En este caso se hará constar el pago, es decir, el cobro de deudas, mediante diligencia en el acta que adquirirá carácter de carta de pago. El notario inmediatamente reintegrará el importe abonado al acreedor, cerrando el acta y dando por concluida su actuación.
2.- Que el deudor no pague ni se oponga al requerimiento debidamente efectuado. En este supuesto el notario dejará constancia de esta circunstancia en el acta y cerrará su actuación. Esta acta llevará aparejada ejecución que deberá despacharse por los cauces establecidos para las ejecuciones de títulos extrajudiciales.

3.- Que el deudor requerido de pago se oponga a la reclamación. En este supuesto, el notario hará constar mediante diligencia la oposición y los motivos de ésta y la comunicará al acreedor. El acta se cerrará poniendo fin a la actuación notarial, sin perjuicio del derecho del acreedor de acudir a la vía judicial para hacer valer sus derechos de crédito.

Mas información, actualidad y artículos sobre Reclamaciones de cantidad